logo inno4food

Etiquetas inteligentes para el
control de temperatura de los alimentos

Las etiquetas inteligentes para el control de temperatura de los alimentos son tu mejor aliado para garantizar la seguridad alimentaria y una mayor transparencia con los consumidores.

Su uso te permite mantener la cadena de frío o controlar que la mercancía que te entregan tus proveedores también la haya mantenido, evitando así posibles alertas alimentarias en tu negocio. Si eres un restaurante o trabajas en colectividades, este tipo de etiquetas también te pueden ayudar a indicarle a tus clientes a qué temperatura reciben la comida, en el caso por ejemplo de servicios de entrega a domicilio.

¡Escoge la que mejor se adapte a tus necesidades!

En Inno4Food te ofrecemos dos tipos de etiquetas cuyas características varían ligeramente.

Etiquetas Inteligentes Control Temperaturas Alimentos

Nuestras etiquetas adhesivas resistentes a altas temperaturas, a la abrasión y a la transferencia con ribbon, son de una calidad excelente y mantienen la blancura y la legibilidad del código de barras incluso a 300ºC.

Etiqueta de papel personalizable

Etiquetas de
temperatura reversibles

Las etiquetas adhesivas de temperatura reversibles están diseñadas con una tinta que cambia de color cuando el producto alcanza cierta temperatura y, cuando vuelve a temperatura ambiente, cambia de nuevo. Este ciclo puede repetirse hasta alrededor de 100 veces.

 

Estas etiquetas de temperatura se pueden aplicar al envasado original de los productos para obtener una clara indicación visual cuando el producto refrigerado llega a la temperatura indicada.

Etiquetas Inteligentes Control Temperaturas Alimentos
Etiquetas Inteligentes Control Temperaturas Alimentos

Etiquetas de
temperatura irreversibles

Cuando los productos se exponen a temperaturas elevadas, las etiquetas de temperatura irreversibles se activan y cambian de color para indicar una exposición al calor que puede acelerar el deterioro del producto. Éstas se oscurecen de forma irreversible, es decir, no vuelven al color inicial. Así, es posible reconocer fácilmente si un alimento está fresco o ha sufrido alguna alteración en su conservación.

Aumenta la eficiencia operativa y la rentabilidad

  • Lo invisible ahora es visible, lo que permite una intervención rápida y proactiva para proteger la calidad.
  • Se eliminan las etiquetas difíciles de leer y con información dudosa.
  • Se simplifican los flujos de trabajo, aumentando la productividad.
  • Mejora la satisfacción y experiencia general del cliente, aumentando el porcentaje de fidelización.
  • Reduce gastos y desperdicio.

Especificaciones técnicas

Etiquetas Inteligentes Control Temperaturas Alimentos